Bueno es el Señor; es refugio en el día de la angustia, y protector de los que en él confían. Nahúm 1:7 (NVI)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *